Welcome home


Welcome! :)

Easy words, easy concepts.

divendres, 19 d’agost de 2011

Desde el otro lado del charco!

Hace mucho, muchísimo que no escribo nada. Estoy aquí, encerrada en la habitación de un hotel a las 23:51PM, lo que son las 5:51 allí.
Me he decidido a escribir, por la siguiente razón:

Esta tarde, hemos decidido ir a dar una vuelta por el Macy's shopping center situado entre la 6ª y la 7ª avenida con la 35. (Esto simplemente ha sido un poco de regodeo, todo controlado ;) ). Al llegar, hemos visto un grupo de gente en circulo rodeando a otro grupo de personas que estaban bailando al son del Hip Hop más americano y siguiendo los pasos del que era el monitor de la actividad. Lo curioso del caso es que no había ningún sorprendente Billie Elliot del baile callejero, no. Solo mujeres, chicas, hombres y muchachos con sus tenis, tejanos, chanclas, camisas y bolso intentando seguir el ritmo de la música, cosa que a much@s de ellos parecía haberse quedado en el camino.
A su alrededor, personas curiosas que simplemente contemplaban como bailaban. En el punto de mira de los que estábamos allí como espectadores improvisados, había un hombre y una mujer de unos 70 años o más, que no dudaron un segundo en menear el culo al ritmo de JLo.

Gente, tan diferente, con vidas y trabajos distintos, que se unen por una sola razón, disfrutar de una tarde de baile delante de uno de los centros comerciales más concurridos de la City.

Y no es bonito cuando hacemos algo que nos gusta con ganas y pasión? Y que pasen los años y te des cuenta de que aún puedes menear el culo. Todo lo contrario sería si por el simple hecho de que alguien que te está observando te juzga porqué estás allí, delante del Macy's bailando al son del Hip hop y tu decides dejar de bailar, porqué te da vergüenza. En esta vida, con la vergüenza es muchísimo más difícil alcanzar nuestros objetivos! (NO CONFUNDIR VERGÜENZA CON TIMIDEZ).
Por eso, si tenéis la oportunidad de hacer algo que os gusta, distrae u os hace sentir bien, no os dejéis llevar por las palabras o miradas que os digan/hagan los demás, porqué eres tú quién tiene que intentar controlar tu vida, no los otros y eso implica apreciar al 100% aquello que realmente te gusta.

C.